Dos años atrás

14:21



Hace dos años que terminó todo.
Dicen que el amor llega cuando menos te lo esperas, y esa vez lo pude comprobar.



Él, el chico popular de la secundaria, Yo, otra de las tontas enamoradas. En ese momento descubrí que no era invisible, que podía gustarle a chicos que creía inalcanzables para mi (lo volví a comprobar varios años más tarde con otra persona en cuestión). Pero no era el momento. Todo quedó ahí.

5 años más tarde. Lo vi en el supermercado, nunca más nos habíamos visto desde entonces. Y como si no podríamos estar separados tuvimos nuestra primera cita 15 días más tarde.

Ahí comenzó la carrera. Todo iba a máxima velocidad. Yo no estaba pasando por mi mejor momento familiar, y el me apoyó como nunca lo había hecho nadie.

Era ÉL, yo lo sabía. Siempre lo había sabido. Él era el indicado.

Y casi tan rápido como empezó, terminó. Otra vez no era el momento, y las circunstancias se volvían a interponer entre nosotros a pesar del amor que nos teníamos.

Lloré durante meses, lo extrañé a más no poder. Pero me quedé ahí, sola, sin saber que hacer, con un montón de recuerdos en mi memoria y con la certeza de que nunca encontraría otro como Él.



El domingo lo stalkee, y si él sigue muy feliz con su ya no tan nueva novia. Y  yo, me di cuenta que todavía, solo algunos días me sigo acordando de él.



No se si lo superé. No se si lo extraño a él, o extraño la relación que teníamos.

Pero hoy tengo la esperanza de, inesperadamente, volver a encontrar otro como Él.

You Might Also Like

0 comentarios

Like us on Facebook

Flickr Images